Normativa salida de humos en Madrid

La salida de humos locales en Madrid está regulado por el decreto 194/1998 del 22 de octubre que se ha publicado del 2009.

Este decreto estudia las repercusiones de los locales en cuanto a la salida de humos y clasifica dichas repercusiones ambientales en:
Primero los ruidos y vibraciones tienen que ser normales durante el funcionamiento de los aparatos, en caso necesario se pueden poner elementos atenuadores cómo son los vestíbulos acústicos, amortiguadores etcétera.  
Segundo por las emisiones atmosféricas que están relacionadas con el uso de los equipos de ventilación y climatización. Se estudia los caudales emitidos al exterior, las distancias y los demás requisitos que debe cumplir la instalación.  
Tercero estudia los humos y olores  de emisiones asociadas a las cocinas y equipos de preparación de alimentos, hay que verificar que no sea una emisión incontrolada de humos y olores hacia el exterior.  
Y cuarto repercusiones generales, que produce la afluencia de público a dichos locales, aquí se estudia aforo, horario, plaza de aparcamiento, separación de residuos. etcétera.  

En la memoria ambiental que tiene que presentar el solicitante de una nueva actividad se tiene que tener en cuenta las medidas preventivas en cuanto a la eliminación de las repercusiones medioambientales y en caso de no poderse eliminar su reducción.
Repercusiones ambientales generados por el desarrollo de la actividad de ruidos y vibraciones que son producidos por la maquinaria que existe o por la propia actividad.
Aquí se estudia el incremento sonoro hacia el exterior.
El aumento de ruido a los locales colindantes.
Y las vibraciones transmitidas a los locales de al lado. Se deben disponer de medidas correctoras para evitar las vibraciones de los órganos móviles de la maquinaria prevista.

En cuanto a las unidades condensadoras de la cubierta del edificio la ley dice que deben estar debidamente apantalladas e insonorizadas y además cumplir la ley en cuanto a la emisión de aire caliente.
Los equipos de aire acondicionado por condensación de agua no pueden verter a la red de saneamiento municipal.
Y en cuanto a las torres de refrigeración y condensadores evaporativos dice a que distancia deben estar colocadas referente a zonas de tránsito o estancias de public público.  

En cuanto a la campana extractora y chimenea, que está conectada para la evacuación de humos procedentes de la cocina, dice que debe ser independiente estanca y sobrepasar un metro a la altura del edificio y en los próximos un radio de 15 metros en ningún caso podrá utilizarse para la evacuación la misma tubería de humos y aire enrarecido procedente de una ventilación forzosa del local comercial.
 Somos una empresa de Madrid, que desde hace 15 años ayudamos a nuestros clientes a resolver los posibles problemas en cuanto a la salida de humos de locales, vibraciones, emisiones atmosféricas, colocación de unidades condensadoras y todo lo relacionado con campanas extractoras y chimeneas especializados en colocar tubos de chimenea por trabajos verticales.
MSG Madrid 644 34 87 47